sting-vigo-2022

Crónica Sting en Las Fiestas de Vigo 2022.

Tras dos cancelaciones seguidas por la pandemia de la COVID-19, las fiestas de Vigo finalmente pudieron presentar todo un lujo: por primera vez en esta ciudad gallega el bajista, cantante y compositor inglés que saltó a la fama con The Police, Gordon Summer, mejor conocido como Sting.

Parque de Castrelos listo para recibir a Sting en Vigo.

El recinto escogido para este histórico evento fue el Auditorio del Parque de Castrelos, un lugar que permite vender entradas para la arena y acceso gratis en las gradas y alrededores, ya que tiene una loma al frente en donde se puede sentar el público. Ya había visto aquí hace unos cuantos años a los alemanes de Helloween casi gratis en otras fiestas de Vigo.

En esta ocasión la venta de entradas a un valor de sólo 6 euros generó alta expectativa en la ciudad, por lo que se llevó a cabo con antelación una venta por Internet que no notificaron y que de igual forma se agotó en tiempo récord. Entradas adicionales las vendieron en persona y también volaron, así que nos tuvimos que conformar con verlo de lejitos, aunque nada mal, ya que estábamos ubicados apenas un poco más arriba de la parte alta de la tarima.

A pesar de que el arrebatado alcalde de Vigo en la presentación de Sting había clamado que allí había unas 80.000 personas, calculamos que habría a lo sumo unas 30.000 aproximadamente. En lo que sí hubo precisión fue en el pago al artista inglés: 515.000 euros desembolsillados en su totalidad por el Concello de Vigo. ¿Quién dijo crisis?

Sobre la organización no hay mayores quejas. El sonido estuvo a la altura. Sólo la ausencia de transporte especial o afluencia extra de taxis hizo que nuestro retorno al hotel implicase una larga caminata en subida de casi una hora, que luego del esfuerzo del día y bajo una pertinaz lluvia, pesa.

El público, en el que había absolutamente de todo, desde niños y jóvenes hasta adultos y mayores, se comportó cívicamente; incluso algunos aprovecharon para hacer picnic antes del evento. Ambiente familiar condimentado con rock.

El telonero, Joe Summer.

El show lo abrió puntualmente a las 22:00 Joe Summer, el hijo de Sting. Cargando sólo su guitarra y voz entretuvo a la audiencia por espacio de media hora. Habló bastante español, sobre todo para pedir palmas o algún coro. No estuvo nada mal para calentar motores en Vigo.

Faltando unos 10 minutos para las 23:00 aparecieron en escena los músicos y la estrella de la noche, Sting: con bajo, chaqueta amarilla y su eterna juventud aún a punto de cumplir 71 años, pareciera que el tiempo no pasa por él, ni por su educada y conocida voz.

Y empezó Sting a retumbar en Vigo.

Message in a Bottle, de The Police, y Englishman in New York fue lo primero que se dejó escuchar en esta fecha del tour My Songs, un compendio de canciones de la larga trayectoria del artista. La audiencia explotó en alegría.

Para mantener la energía, siguió con Every Little Thing She Does is Magic, y aprovechó para presentar la banda usando un limitado pero suficiente español.

De la misma destacan el argentino Dominic Miller, el eterno guitarrista principal que ya tiene más de 30 años en estas lides y su hijo, Rufus, en la segunda guitarra. También llama la atención el baterista Josh Freese, a quien hemos visto tocando con algunas de nuestras bandas favoritas.

Siguió el recital con tres canciones relativamente nuevas, para relajar un poco a los asistentes; del álbum The Bridge, If it’s Love y Rushing Water. Entre ambas, una pieza en español, Por Su Amor.

Luego escuchamos las geniales If I Ever Lose My Faith in You, Fields of Gold y Brand New Day. Cabe destacar la cuidada voz de Sting y los arreglos que hace en vivo: varias canciones fueron tocadas una tras otra, aprovechando la música de una para hacer la introducción a la siguiente. Un extra para apreciar el en directo.

Con la bella Shape of My Heart, una de las estrellas de la noche, llegó la oportunidad para destacar del corista estadounidense Gene Noble, de importante trayectoria en la industria como escritor y notable rango vocal.

Sting triunfando en Vigo.

Siguieron con Heavy Cloud No Rain; me sorprendió el público coreando esta canción, ya que no es tan conocida. Había buena cultura musical en la audiencia, algo que no necesariamente se cumple en un evento prácticamente gratis. Aquí se lució la corista, la franco-argelina Melissa Musique.

Ya habíamos pasado la mitad del setlist y sólo vendrían hits, uno tras otro. La poderosa Walking in the Moon, la bailable So Lonely, que aprovechó para introducir un fragmento de No Woman No Cry de Bob Marley, y Desert Rose, canción con un toque árabe.

Faltaban dos piezas para el encore: una de mis favoritas, King of Pain, en la que Joe Summer apoyaría a su padre en las vocales y la archiconocida Every Breathe You Take. El público chocó las palmas como lo venía haciendo toda la noche, y dejó lo que le quedaba de garganta en este momento. Sting volvió a presentar la banda.

El encore fue con Roxanne, claro que sí, y Sting cerró el concierto con Fragile, dejando al público con una nota melancólica que completaría la niebla que había descendido sobre la fresca noche de Vigo ya pasada la medianoche.

¡Hasta la próxima!

Escrito por FUShoots y editado por LastMario.

Otros conciertos en 2022:

Bryan Adams Madrid 2022

Mad Cool Festival 2022 con The Killers, Deftones e Imagine Dragons.

Hellfest 2022 Parte 1 con Deftones, Ghost y Gojira.

Hellfest 2022 Parte 2 con Scorpions, NIN, Guns N’Roses y Metallica.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.